viernes, 18 de septiembre de 2009

¿QUÉ DECISIÓN TOMAR? (34 y 35)

* * *
34
04:07 a.m.
Lauro ha llegado a una conclusión, poderosa y sólida como una montaña: el rumor que percibe a lo lejos es una conversación de telefónica. No puede ser otra cosa. Un cuchillo de viento le cruza los pensamientos. Es probable que la joven esté hablando con la policía. El número de teléfonos que se almacenan en una casa es alto, y su jefe tiene imposibilidad absoluta de controlarlos. Él sabe cómo abrir la puerta de la casa, de ésta, de cualquier casa. Mientras no haya un cerrojo echado o no haya una cerradura de seguridad, todo es muy fácil. Él sabe entrar en los lugares como si se hubiera convertido en un gato silencioso. Lágrimas de niño crujen en algún lugar recóndito. Ha pasado más de una hora desde que la sombra del periodista salió por el portal. Entrar, deslizarse, escuchar, salir… Sigilo. Silencio. Hora intempestiva de la madrugada, donde los sueños se aferran a los párpados para no huir a los brotes del olvido. Aún la luz repta bajo la puerta, como si se escapara. Y al fondo el runrún de voces… Si no se da prisa puede ser tarde. Quizá las sirenas, azules y silenciosas en la madrugada, estén a punto de llegar…Lágrimas de niño crujen en algún lugar recóndito. Si la policía aparece, cómo evitar que el frío y el hambre posen sus pesadas manos sobre su cuerpecito de pulpa de naranja. El dinero aún le pesa en el bolsillo interior. Ese dinero que es sólo una parte de una promesa… Salir corriendo, como regato que nace de la luz, y dejárselo a ella, bajo la almohada que duerme… Luego volver… O no volver… Sigilo. Silencio. Lágrimas de niño crujen en algún lugar recóndito.

* * *
35
04:13 a.m.

Doroteo Burón no puede dormir. Sabe que no lo hará hasta que sus pupilas desgastadas no lean línea a línea el periódico de verdad. Ese periódico de papel que huele a tinta de desayuno y a risotada de engaño. Antes de las cinco de la madrugada será casi imposible que ningún ejemplar esté en la calle. Aunque, quizá a un buen precio, alguien de la imprenta del periódico le deje echar un vistazo a lo que trae el papel. No pierde nada por intentarlo.
Mejor actuar con discreción. Gilberto empieza a ser como un ancla pesada que todo lo ralentiza. Hace tiempo que sabe que si uno mismo no se encarga de sus propios asuntos, siempre hay algo que yerra.
Por qué la chequera está en junto al pequeño revólver que ocupa el bolsillo interior de la americana oscura que le cruza el vientre abombado, es una pregunta que le roza una cana de la sien, que tampoco le inquieta en exceso. Quizá haya sido el gesto automático de la costumbre. La repetición cotidiana. Pero algo le dice que ha habido más que costumbre premonición en aquella decisión inconsciente. Por algo no siente sueño, por algo teme al periódico de papel, ese que se desayuna Euritmia, mientras el día se abre como una rutilante niña enjoyada.

24 comentarios:

Alena.Collar dijo...

Esto es una prueba para ver si sale el comentario.

Pepe Gonce dijo...

Este Doroteo Burón es el testaferro de los verdaderos instigadores de todo esto, ¿no? El que contrata a Gilberto y sus secuaces Lauro y Damián, ¿verdad? Pues no me extraña que este tío no pueda dormir, el muy cabrón.

Ahora que el “microrrelato” está tocando a su fin me voy enterando…35 entregas ya…

Un abrazo.

Neuroscopetrix dijo...

No voy a tener tiempo para ponerme al día. Así que me engancho al misterio en estos dos capítulos. Así resulta más abstracto. Hay gato encerrado ¿cuál?

Amando Carabias María dijo...

Pepe Gonce:
Pues sí a todo... Esto, ejem, resulta que he encontrado otro hilo, ¿o será solo hilacha?

Amando Carabias María dijo...

Neuroscopetrix:
Tu entrada en el asunto, nos va a resultar interesante, porque servírá para resumir y ayudar a otros.
El gato encerrado es una mina de oro que está escondida en un terreno público que ahora quiere pasar a ser privado, mediante una simple permuta de terrenos.
Te transcribo otra vez el comentario del otro día, para centrar el tema.

Por suerte, a pesar de la numeración de los capítulos, estos son poco mayores que microrrelatos.
Se trata de que los periodistas del Diario de Euritmia reciben un chantaje para que no publiquen una información que daría al traste con una actuación delictiva de perfiles urbanísticos que resume Elio en la carta anónima que dirige a su director. Por tanto, en esquema, estos serían los personajes:
Dos periodistas: D. Efren, el director del periódico, y Elio Castro redactor que vive con su novia Virgina.
Como además de chantajeados, saben que están amenazados y vigilados, ponen sobre aviso a la Policía, de la que conocemos ya a tres de sus representantes: el subcomisario del Río y los agentes Rubén y Alicia.
También sabemos de los dos matones a sueldo: Lauro que vigila la casa donde viven Elio y Virginia, y Damián encargado de la vigilancia del periódico y de don Efrén.
Tmabién conocemos al jefe de estos, Gilberto, que fue contratado por Doroteo Burón el testaferro de los verdaderos autores del delito: un diputado por Euritmia y quizá el propio Alcalde, aunque esto aún no se sabe a ciencia cierta.
(Espero haber ayudado):)

maririu dijo...

Lo tienes claro Amando
Neuroscopetrix tienes que saber que el primer revolver cargado o cargándose acaba de aparecer en manos del Malo, que Lauro tiene una mujer y un niño que se mueren de hambre, que Damián está enamorado de la Cubana que es de cabaret, que Elio, el periodista, ama a Virginia y que don Efrén director del periódico es el más simpático
y que esto durará... pero adelantaráminuto a minuto y hasta ahora sin una gota de sangre
Y que Amando cree que la moneda internacional es de ORO, pero hace tiempo que es el dólar y la impusieron los yanquis porque tenían la mayor reserva de oro, el único que se opuso fue De Gaulle allá por los años 60 cuando no habías nacido.
Saludos Maririù

Amando Carabias María dijo...

Maririu:
Estoy de pie aplaudiendo. Espléndido resumen. Salvo en lo de la moneda. Que se sepa todas las monedas y bancos nacionales o europeos, están respaldados por el valor oro. Además, en el far-west no había minas de dólares, así que aquí que somos menos exóticos, tampoco tenemos minas de dólares, ni de euros, ni de francos, ni de libras... ¿Alguien sabe si alguna de oro, además de esta de Euritmia?

Chapuza dijo...

Pues no, Amando, Maririu tiene razón. Las monedas no tienen ningún respaldo, son monedas fiduciarias (del latín "fides": confianza).

Nixon eliminó la convertibilidad del dólar en oro (instituida en los acuerdos de Bretton Woods) cuando la financiación de la guerra de Vietnam obligó a EE.UU. a emitir dólares sin cuento. En términos reales, hoy el dólar vale más o menos el papel en el que está impreso.

Saludos.

maririu dijo...

gracias Chapu, voy a creer que me sigues pero si es para ayudarme Vale.
Estoy cerrando la casa y me preparo para emigrar que no exilarme, pero trae recuerdos...
Ah y Llueve y la temperatura ha bajado de 15º pero la uva moscatel está...

Amando Carabias María dijo...

Chapuza:
Muchas gracias por tu comentario que me saca de un error tremendo. Ciertamente no tenía ni idea. Como se ve en muchas cosas ando muy perdido.
En todo caso, creo que aún no hay minas de dólares, y una buena veta de oro puede ser codiciada por muchos. Según Reuters la onza de oro estaba aye a 1.015,15 $.
En todo caso, muchísimas gracias por la aclaración y tus comentarios siempre serán bien recibidos.

Amando Carabias María dijo...

Maririu:
Espero que el viaje de vuelta a París sea fantástico así como tu estancia allá. Físicamente estaremos algo más alejados, pero no en el corazón ni en este rincón o en el tuyo.
Un besote y buen viaje.

Amando Carabias María dijo...

A todos
Como véis he cambiado el formato de los comentarios... Lo que va de tarde ha sido ajetreado. Al intentar acceder a Pavesas a través de este equipo, me sucedía lo mismo que ayer. Después de reflexionar un poco, previa limpieza, etcétera, me he dado cuenta que sólo había una diferencia entre Pavesas y Euritmia en la redz, la presencia de un reloj en el que se mostraban las horas de España, Argentina y Gaza.
Es evidente que este reloj sólo afectaba al funcionamiento de este equipo, pero me lo he cargado después de un paseo a la oficina.
De vuelta a casa y tras creer que ya estaba solucionado, pues he accedido al blog sin problemas, al abrir los comentarios para responder a Chapuza y a Maririu, me mandaba el mismo mensaje. He modificado el modelo de comentarios y parece que funciona. Espero que así sea.
Si se quiere consultar el contenido de la entrada, se puede leer sin sali de aquí pinchando en la parte superior donde dice MOSTRAR ENTRADA ORIGINAL
Pido disculpas por los trastornos que pueda causar.

maririu dijo...

me gusta más porque en lugar de arrinconarse en el lado izquierdo de mi pantalla se halla en el centro.
No digo nada porque no soy buea chica pero es por lo menos la segunda vez que te decía lo de la moneda y ha tenido que venir un hombre para convencerte en un minuto.
Te salva el hecho que es economista.

Maria Sanguesa dijo...

Muy buen resumen y anotaciones al margen. El dólar mueve muchas cosas, pero es el oro (guardado en lingotes) lo que garantiza el valor de la moneda. Al menos eso es lo que aprendí en su día, claro que ha pasado ya tanto tiempo que igual estoy en la prehistoria de la banca...Muchos besos.

Chapuza dijo...

Gracias por la buena acogida, Amando.

No te sigo, Maririu, es pura casualidad. Cuando estoy de acuerdo contigo, te apoyo y cuando no lo estoy, no te apoyo. No hay nada personal, en realidad, aquí somos más personajes que personas. No nos conocemos, seguimos nuestras opiniones respectivas sobre algunas cosas desde hace un par de años y, a veces, parece que nos conocemos, pero es una ilusión. Para empezar, ahora mismo no sabes ni si yo estoy serio mientras escribo o tengo una sonrisa de oreja a oreja. Eso puede cambiar todo el sentido.

Vivimos de ilusiones, como la de la moneda. Nos hacen vivir en un mundo de ilusiones, así es más fácil dominarnos. Por ejemplo, la inmensa mayoría de la gente cree que la moneda la crea el gobierno o el banco central del país. En realidad, la casi totalidad de la masa monetaria de un país la crean los bancos comerciales a partir de los créditos. Cuando suscribís un préstamo, por ejemplo una hipoteca, el banco no os presta su dinero (es decir, el dinero de sus beneficios), sino que lo crea cuando firmáis el contrato del préstamo.

Imaginad un país con dos bancos, A y B. Un cliente del banco A ingresa en su cuenta 1.000 euros. El banco A guarda ese dinero (que no es suyo, es del cliente). Después, si quiere (ya no suele ser obligatorio) el banco A conserva una reserva, digamos 10%, y el resto del dinero del cliente, o sea, 900 euros, los presta. El que recibe el préstamo, los ingresa en su cuenta en el banco B (o en el mismo banco A, poco importa). De esta manera, la masa monetaria del país que antes era de 1.000 euros, ahora ya es de 1.900 euros. Pero el banco B no se queda quieto, guarda los 900 euros del prestatario, que han sido creados por el banco A, conserva una reserva si quiere (supongamos, como antes, el 10%) y el resto, 810 euros, lo vuelve a prestar. Y así sucesivamente. De los 1.000 euros iniciales, al final del proceso de crédito habremos pasado a una masa monetaria de 10.000 euros. Si los bancos no guardan ninguna reserva, la creación de moneda puede ser infinita.

Los bancos comerciales, privados, tienen el poder de crear dinero a través del crédito. Evidentemente, el que puedan hacerlo es una decisión política, no económica. No vivimos en un mundo racional, sino en un mundo dominado por la clase dirigente, que lo configura a su medida, no a la nuestra.

Es verdad que los bancos centrales guardan reservas, metales preciosos como el oro, títulos nacionales y extranjeros, y divisas. Oro, cada vez menos, de hecho todos los bancos centrales han hecho ventas masivas de oro estos últimos años.

Amando Carabias María dijo...

Perdonad la expresión, pero mi máquina ya no es que sea infernal, sino que es diabólica. Ahora he vuelto a cambiar la configuración de las entradas porque de la forma en que estaba esta tarde ya me ocurría lo de ayer otra vez.
Estoy en manos de una máquina.
Así que por si acaso os contesto en esta misma entrada, no vayamos a tener otra discusión entre la máquina y el humano...
Maririu Que conste que este cambio no ha sido por tu comentario. Si escogí este sistema es porque permite la lectura del texto sin necesidad de salir del propio comentario. Si arrastas con el cursor en la parte superior de la ventana, ésta la puedes situar, sobre la columna de la derecha y puedes leer al mismo tiempo.
El hecho de que Chapuza sea hombre no ha influido en nada sobre este asunto. Que sea economista, es diferente. Y que aporte datos. Además como has visto, no era el único que estaba en la prehistoria del capitalismo.
María Sangüesa
Bienvenida al club de los que no leemos prensa ni libros sobre economía. Somos la perfecta carne de cañón para que los poderosos hagan de nosotros lo que quieran, como vienen haciendo en los últimos seis o siete mil años
Chapuza:
En este rincón, entre nosotros brasserie, se tiene por norma la buena acogida a quien llega, y mucho más si su afán es constructivo: sumar, aportar, enriquecer... Y no en el sentido que tan brillantemente has explicado. Así parecen sencilas las cosas más complejas. Supongo que tus alumnos en la universidad ¿canadiense? aprenderán muchas cosas.

Isolda dijo...

Chapuza, tu por aqui! Dos veces en el mismo día. Incroyable. Tus explicaciones son muy útiles.

Amando, me muero porque termine este relato; agradezco los resúmenes pero la impaciencia me puede!
Besos a todos.

Amando Carabias María dijo...

Isolda:
A ti no te puedo mentir, y te confieso que a mí también me puede la impaciencia, pero el deber es el deber... :)

Venecia dijo...

Bueno,bueno..Me resulta extremadamente dificil mantener las cejas en su natural posición.
Sinceramente que ya no sé si haceme un harakiri o tirarme al agua de Internet y que me coma un tiburón.
¡ Qué sorpresa encontrar también por aquí al señor chapuza!
Aseguro que siempre he estado bien de la cabeza a pesar de mis pesados 80 años recien estrenados ..pero luego de ver el baile de la Rosa que se traen los nicks de los diversos sitios y los jugueteos mentales en los que inevitablemente nos vemos inmersos los que inocentemente irrumpimos en las diferentes zonas de bloqueo ( quiero pensar que en algun lugar de este universo acuático tienen que existir sitios serios en los que Nada que sea humano nos sea ajeno, y en los que la mentira no pase de fabricarse un nombre con / sin apellidos. Ser una persona con diferentes "motes" no es cosa de tambaleos ni de agarrarse mosqueos ,pero pretender ser - y creerselo- mujer, hombre, canario ,perro , Mario Conde , Juanita Reina , y "el yo como otro ", de veras que desanima un poco.) estoy por darle la razón a quien ,sin pizca de consideración,me dice can JC que se me va la pinza .
Es más , estoy pensando si tal vez pertenezco a ese número de criaturas ( PERSONA)que pueden estar lokas sin saberlo. Aquí el señor chapuza seguro que levanta una ceja, o quizá las dos, .. yo ya lo veo , lo veo, sin necesidad de que lo escriba..porque le sorprende bastante que llegue a confesar publicamente que estoy como una puñetera cabra.
D. Amando, disculpe la patochada . Es su espacio, son sus letras , son sus amigos ...pero le recuerdo que hace algunos días en la otra casa que antaño Vd tan gustosamente frecuentaba se cuestionó que las "ilusiones" de más de 25 estuvieran capacitadas para formular juicios y opiniones coherentes y se decidió por mayoría aplastante que lo más sensato y recomendable sería mantenerlas apartadas en los club sociales habilitados para esos casos . Y que se criticó el estilo de algunos comentaristas en tono desagradable ,estupidizo y despectivo sin otro fin que la burla y la intención de aplastar la autoestima de quien inocentemente deja sentimientos o versos.
No me mueve más animadversión hacia el señor chapuza y sus aliados que la de no encontrar sentimiento alguno de arrepentimiento o de cortés comportamiento ante lo que pudo ser un pisotón sin intención de agravio ,o un mal día producto de una noche de insomnio o la falta de un buen polvo.....pero comprenda que ahorita mismo me miro los dedos, me cuento historias maravillosas, me embarco en su blog -dejando fuera lo que carece de sentido, dándole al resto la importancia que se merece - y me marea la contradicción.

Bonsoir señor .

Venecia dijo...

Al final con tanto rollo se nos olvidó hablar del "libro".
Excusez-moi monsieur Carabias.. creo que llego tarde a la historia .
Al parecer el relato está bastante avanzado y sería una temeridad emitir una impresión sobre lo que no se ha leido. Una historia es un todo metido en un cajón ( por cierto ..ahora que recuerdo, hoy he visto -por primera vez - en el País , un libro digital y vaya visión más hododosaaa.. mis familiares dicen que no debemos preocuparnos de que esa cosa vaya a suponer un peligro para la literatura impresa ....a mí sinceramente si que me preocupa y les dije ..siii?, tu confiate ,que luego ocurrirá como con los móviles y los PeCès ..primero eran ladrillos horrorosos y la gente los compraba por novedad, pero verá tu cuando los perfeccionen y los conviertan en extraplanos ,con radio am/Fm , y camara de fotos incorporadas como los Ipod de Appel ..veras cuando la gente pueda comprarlos en blanco , negro, en platino y de colores y puedan llevarlos amarrados al cuello para leer hasta cuando se echen un cigarrito en el trabajo... El mundo editorial se nos va al carajo.. Me contestan que no , que posiblemente ,probablemente el peligro de lo virtual en el mundo de lo impreso esté en el diario escrito.. si, desaparecerá porque las empresas no pueden mantener la estructura que supone emitir en las dos versiones ..y que , una de dos , o se va ( con perdón)al pedo la prensa escrita ( con lo que también desaparecería la entrañable figura del kiosquero ) o a la prensa digital no se accede sin pasar por el previo pago. Todo , todo en esta vida parece que pende del oro.)y creo que para decir si la arquitectura del mismo es sólida o descansa sobre zapatos plateados de tacón muy alto, habrá que esperar al desenlace. Le prometo q ponerme a su lectura completa en cuanto tenga un huequito.

Disculpe la extensión y los desvios.

catherine dijo...

acabo de leer las entradas de los últimos días y haré un solo comentario: me encanta el microrelato-poema con variaciones de ayer tanto en su forma como en lo que dice.
Para entender mejor la novela negra de hoy os aconsejo un paseo por las calles de Segoritmia con Amando para ver todos los lugares: el periódico, la casa de Elio y Virginia, el bar. Hay algunos otros edificios en la ciudad que se merecen un vistazo y el mejor guía de los parajes os contará su leyenda.
¿Perdido,Amando? nunca, ni siquiera con toda la lluvia del cielo en sus gafas rojas. Y se preocupa de todo, restaurantes, bares, horarios, visitas guiadas por otras personas durante su horario laboral sin olvidar de preocuparse también del bienestar de sus hijas y de Marian, Marian que me acogió muy bien aunque el escribidor se pase otra vez una gran parte de las tardes con una de las chicas del blog después de Isolda y Beatriz.
Pilar no estaba en su pecera pero vi la biblioteca de Susana, una pura maravilla o unas puras maravillas,bebimos una cerveza con Javier que nunca sufre del frío por todo el calor que tiene dentro. Encontré a Chus muy rápido en unos de los varios bares dónde tomamos muchos cafés y todo fue risas y sonrisas. Podría contaros otras cosas pero acabaré antes que se vuelva un rollo. Sólo otra: aunque Amando me haya dicho adiós ayer, por la mañana pasó por mi hotel poco antes de mi salida con una sorpresa, un magnífico libro sobre Segovia de parte de Susana. Gracias Susana:
Gracias a todos estos segovianos.
Ahora me quedo en Barcelona hasta el martes. Relacionaré otra cara con otros escritos. Ya fui por la noche a beber una copa en el Velodromo a la salud de Maririu que al mismo tiempo debía estar comiéndose todas las uvas moscatel antes de marcharse.
Besos a todos los que por fin conocí , uno más para el escribidor y Marian y para Pepe, que le debo uno que llegó en Segovia.

Amando Carabias María dijo...

Esta mañana se ha desperetado, como diría Ayala o Trapiello, envuelta en color ala de mosca, y hace fresquito. Veo desde mi ventana globos que vuelan sobre la piel de esta ciudad que parece aún dormida aunque seguro que no lo está. Digo todo esto porque se sepa, por informar. Digo que ando a tortazo limpio con esta máquina que juega conmigo un ridículo juego de disfraces, ahora soy grande, ahora soy pequeña. Y digo esto para que los lectores no se preocupen; no crean que el cambio de formato tan continuo se debe a que mi ánimo es voluble, sino a que la máquina tiene propia vida.

Amando Carabias María dijo...

Venecia:
En esta brasserie, como vengo repitiendo desde el principio, se usa de la reserva del derecho de admisión a posteriori. Cita usted diversos avatares y acaloradas discusiones que suelen mantenerse en otro lugar, algo que, entre otras cosas, motivó mi marcha, pues no soporto tanta algarabía innecesaria.
Después de salir en silencio, no he vuelto a consumir ni un sólo cafelito allá dentro. Sí es cierto que he asomado mi testa en varias ocasiones y he contemplado con estupor y azoramiento varios de esos rifirafes verbales a los que se refiere. Pero dicho esto, quien use la palabra en este espacio, será recibido en buena hora, siempre y cuando no extralimite su parlamento a burlas, insultos, injurias y calumnias. En ese instante, quiero decir en cuanto mis ojos lo vean, suprimiré sin rubor dicho comentario. Y suponiendo que el caso llegue a extremos que impidan el normal funcionamiento de este lugar, habilitaré la moderación de comentarios.
Por tanto esté tranquila, Venecia que aquí espero no sucedan semejantes erupciones.
El café que sirvo no sé si tiene o no suficiente calidad, pero no solicita el dni para su consumo ni para hablar sobre su contenido, ni quien lo sirve piensa que los años impidan el uso de la razón o del corazón para sembrar semillas de sueños.

No puedo obligar a que lea todo el transcurso de esta singular historia cuyo final parece que se acerca, aunque no tengo todas conmigo. Existen un par de resúmenes o tres a lo largo de su desarrollo, el último en esta misma entrada realizado por Maririú con mucha donosura y elegancia.

Sobre los libros digitales y la amenaza que suponen a la letra impresa tal y como la conocemos, permítame pensar que será muy difícil que la sustituyan, al menos siempre, al menos del todo. Quizá ganen algún territorio, quizá nos acompañen a todos...
Pero como diré más abajo, por mucho que internet permita la comunicación y abra vías para ella que antes eran impensables, y este blog es una buena prueba de ello, nada será comparable a un abrazo, un par de besos y una conversación sosegada.

Amando Carabias María dijo...

Catherine
Veo que el viaje de regreso ha concluido bien. Me sonroja todo lo que cuentas de mí, ya me hubiera gustado haber ejercido mejor mis funciones, pero las obligaciones, por desgracia, mandan y mandan mucho.
Como acabo de decir, a pesar de lo maravillosa que puede resultar esta manera de comunicarnos y a pesar de que gracias a ella he podido conocerte, nada es comparable a estar a tu lado. Como me han dicho todos los que te saludaron, eres encantadora y sigo diciendo lo que he dicho tantas veces en este blog, tu interés por aprender nuestra lengua, y los resultados que has conseguido, me parecen admirables.
Ha ocurrido lo mismo contigo que con Isolda o Beatriz, el conocimiento en persona ayuda a estimar mucho más aún, el valor que se desprende de vuestras letras.