domingo, 22 de mayo de 2011

Como puñal o beso


Mis versos, como lirios de la aurora,
transitan por el quicio del silencio
mientras esperan surcos
donde depositar sus besos cálidos.

Porque son estos versos miradas sin pupilas,
donde no está mi voz,
sino vuestros gemidos
viajando en vuestras lágrimas de sangre:
verdadero sendero de esta especie,
quien pretende volar a las estrellas,
aunque hiede el planeta
a osarios sin entierro.

¿Cómo levantarán mis versos vuelos
que den a Dios alcance,
o busquen las estrellas,
o indaguen el misterio de lo humano,
o propongan carcasas de bellezas,
si estalla un alarido en el planeta
a punto de alcanzar el estertor
previo al final, silencio irreparable…?

¿Cómo levantarán mis versos vuelos,
si el hambre es tempestad sobre mis dedos,
si la guerra, huracán en mi horizonte,
si el abuso es tornado de mis sueños,
o si es un terremoto que no cesa
el maltrato de cuerpos y de mentes,
o si es como un incendio
mirar ojos de niños sin escuelas?

¿Cómo levantarán mis letras vuelos
que den a Dios alcance,
o busquen las estrellas,
o indaguen el misterio de lo humano,
o propongan carcasas de bellezas…?

Decídmelo vosotros, y si no halláis respuesta,
empuñad estos versos,
alzadlos en la noche,
como bandera al viento
sin colores ni patria,
como cristal o lágrima,
como improperio o salmo,
como puñal o beso…



Safe Creative #1101208299834

10 comentarios:

emejota dijo...

Muy bipolarizados han surgido hoy. Beso extendido.

Isolda dijo...

No tengo palabras, es como la síntesis de tus mejores versos, leídos mil veces. Tu lirismo para todo lo que tocas, es cada vez más definido. Por mi parte, empuño estos versos, como besos, siempre. Y no dudes de que levantan el vuelo y alcanzan a tu Dios.
Son una auténtica belleza, querido.

Fernando dijo...

Amando, amigo; has tocado el misterio insondable de lo humano con una gran profundidad en este buenísimo poema. Y es significativa esa ascensión de tus letras para dar alcance a Dios, con esos versos que abrazan cualquier bandera, color o patria, como un salmo, como un beso, como un incendio de voluntades y vuelos. ¡Enhorabuena, poeta!. Un abrazo fuerte ab imo pectore.

mercedespinto dijo...

Tres veces preguntas “¿Cómo levantarán mis versos vuelos…?”, ¿no sabes que tus versos levantan el vuelo nada más posarse el negro sobre el blanco? Conmueven a todos los que los leemos, ¿se puede volar más alto?
Hasta pronto.

Flamenco Rojo dijo...

Un himno al que sólo le falta música...Tus versos son un himno a la esperanza.

Un abrazo.

Leonel Licea dijo...

Hay versos que toman vuelo desde sus propias entrañas, y estos tuyos lo han hecho. Cuando se canta a la esperanza, cuando aflora la verdad hecha poesía, entonces ya vuelan.
Un abrazo fuerte, amigo mío.
Leo

María Socorro Luis dijo...

Tu poema es puñal y es beso. Las dos cosas al mismo tiempo. Y es precioso.

Muxus

catherine dijo...

Sí, este poema es puñal y beso. Si te digo que eres una esponja que se empapa de lo bueno y de lo malo del ser humano... te lo digo para felicitarte.
¡Qué suerte tenemos que vuelvas a los poemas del sábado! y de otros días también. El silencio, no hablo del silencio irreparable, te sale bien.
Un beso escribidor.

Ángeles Hernández dijo...

No pueden levantar tus versos vuelo , lastrado como están por el peso del destrozo que ahora invade esta tierra a ras de suelo, telúrico y rastrero .
Y porque además tus surcos esperan nuestras lagrimas, las que se han ido secando de tanto usarlas.

Si el poema es trágico , lo es para todos , porque compartimos suelo y cielo.

Un abrazo. A.

Marina Fligueira dijo...

¡Ay Amando! Que delicia de versos, aunque sean un grito salido de tu alma, son un cántico a la esperanza lavantando el vuelo ¡y tanto que lo levantan!
Un abrazo y se feliz.