sábado, 1 de enero de 2011

Oniliria para el año nuevo. (Oniliria III)


Me gustaría tornarme almacén de sueños. Ser, acaso, la curva en el camino donde puedas contemplar —si aminoras tu veloz ruta— una sonrisa, una mano extendida, un verso o un pañuelo donde enjugues tus lágrimas. Si fueran mis manos como la brisa que alivie tu esfuerzo, estaría premiada mi vida. Si mis antenas captaran tu dolor y supiera transmitirlo a quienes pudieran paliarlo, sería buena soldada para mis dedos. Si los días fueran baúles de amistad, no necesitaría más vituallas, para continuar por este sendero que transito.

En el hemisferio acuoso de mi mirada, sé que existe una ciénaga donde huele a estercolero. Sin embargo, hay un ingeniero oculto en mi sonrisa que ya redacta un proyecto para instalarme una Planta de Depuración y Reciclaje de Residuos Tóxicos Inmateriales.
Lo cierto es que mis RTI hieden, pero me ha prometido la eficacia de esa construcción innovadora. Una planta cuyo combustible no serán fósiles que contaminen el aire y las miradas. Se trata, me dice, de una fuerza motriz insuperable. Son viejos principios, no hay novedades. Así ha enumerado los básicos:
Cuando atosigue una discusión, cambiar de ubicación la mirada, buscando la perspectiva del otro.
Cuando la maledicencia haga cabriolas insuperables, silenciar el gnomo gruñón que parlotea sin cesar dentro de mi Unidad Central Portátil.
Cuando el nombre de otra persona ocupe el aire, no permitir que un concierto de grillos altere el aroma de la verdad.
En caso de dudas tener siempre línea abierta con un amigo o una amiga, de los que me miran de frente y no buscan complacerme, sino hacerme descubrir la verdad.
En todo caso, y como profilaxis cotidiana, encontrar instantes diarios donde acunar el silencio, sabiendo que es el mejor telescopio para descubrir los secretos, para desenredar las apariencias de lo real, para distinguir, como dijo el gran poeta, los ecos de las voces.
Safe Creative #1101208302961


Tomado del Banco de Imágenes gratuitas


15 comentarios:

Maria Sanguesa dijo...

Bonita entrada, Amando, me parece que ya haces mucho de lo que indicas en tu lista de propósitos... quizá por eso mismo tienes tantos amigos, en la red y fuera de ella. Un gran abrazo y gracias por ser como eres.

Flamenco Rojo dijo...

“A distinguir me paro las voces de los ecos,
y escucho, solamente, entre las voces, una.”
A. Machado

La amistad, esa gran experta en acunar el silencio que demandas, estará presente cada vez que la requieras y no olvides que siempre tendrás una línea abierta y que podrás conectar con ella cada vez que necesites distinguir las voces de los ecos.

Feliz día, feliz año.

María dijo...

Ahora mismo, de tu almacén, necesito el pañuelo, para enjugar mis lágrimas, lágrimas de emoción, al ver cuanto cariño, puedes derrochar entre todos nosotros.
Gracias Amando, por tener un corazón tan grande, que sin duda te inspira estos textos, que a mi, me hacen llorar de alegría y de agradecimiento.
Gracias amigo, feliz día, año y vida.

Beatriz Ruiz dijo...

Bueno, yo soy agraciada... sé que tengo un pedacito de tu corazón... Gracias amigo, gracias siempre...

Beatriz Ruiz dijo...

Y a Ana, que te envío ese maravilloso cosmo paisaje decirle desde aquí... que tendremos que vivir juntas ese cielo, sin duda será una experiencia inolvidable...

Rosa María dijo...

Queridos amigos: La distancia no es el olvido, y ello lo constata que estoy aqui para desear que el nuevo 2011 sea la puerta abierta a vuestros deseos.
Un abraciño para los dos.

Isolda dijo...

Primer día del año y sin palabras... Querido Amando, te tomo prestadas unas pocas, -la lágrima de emoción, no la preciso- para escribir mi comentario sobre este texto. Oniliria, fue un hallazgo fantástico para depositar las intenciones, los sueños y todas las emociones que nos hacen vivir. Cada cual las hace suyas a su manera; me las guardo, como siempre, en un rincón del alma, para hacerlas mías, en el fondo y en la forma.
Besos de concierto de Año Nuevo.

emejota dijo...

Ya eres un banco de sueños,amigo, de sueños consumados y sueños por venir, ¡será por ello que te tengo tanto cariño! Feliz entrada del año nuevo y continuación. Un fuerte abrazo extendido.

Ricardo Miñana dijo...

Muchas felicidades para este año, dale vida a tus sueños y que la crisis pase de largo.

¡¡Feliz año 2011!!

Un abrazo.

Flamenco Rojo dijo...

No sé si te he dicho alguna vez que en este blog no sólo encuentro magníficas entradas...los comentarios que aquí se vierten son excepcionales...

Marina Fligueira dijo...

¡Hola Amando!
Hermosa entrada para empezar el año nuevo. Antes de nada, feliz 2011- que sea muy venturoso para ti, para todos los que por este delicioso espacio pasamos y para el mundo entero. Tú amigo mío, ya eres un caudal de sueños y espejo transparente donde todos nos miramos, yo la primera. Mientras viva. Y, ¡si! Hoy la brisa- traía un olor especial, rozó mi cara suavemente- como si de una mano se tratara… y en ella, un pañuelo, un verso, una sonrisa y la voz de un amigo, que si ayudo a paliar una lágrima.
Amando, sigue el sendero que transitas, porque encontrarás no baúles, sino manantiales de amistad y cariño. Por ser un gran Poeta. Escribidor. Y por tener un corazón de oro.
Quizá mi torpeza… no me deja expresar del todo bien, lo que siento. Perdona. Un abrazo grande.

Leonel dijo...

No es la primera vez que quisiera hacer mías tus onilirias, recuerdo aún que "las estrellas son el rastro sudoroso de los ángeles" y como en aquella primera, en esta la poesía de tu prosa me emociona, me inunda y me deja sin palabras. Has logrado sorprenderme aunque ya debería estar acostumbrado.
Me encanta esa idea de encontrar instantes donde acunar silencios, para distinguir el eco de las voces... no es que ya lo has hecho?
Un fuerte abrazo amigo mío, y nuevamente: Feliz año!.
Leo

ARO dijo...

Preciosa entrada. Y todos esos deseos que expresas parecen ya realizados. Al menos ese en que te refieres a que quieres ser un almacén de sueños o una sonrisa en la curva del camino. Una sonrisa es cada una de tus entradas y un sueño tu elegante prosa.

María Socorro Luis dijo...

Precioso texto. Pura poesía.
Siempre es una delicia dejarse enredar en tus sueños, que comparto.

Y gracias por tu regalo.

neko dijo...

Entras con fuerza en el nuevo año y lo presentas con ganas y con fuerza! esa es la manera de empezar cualquier asunto!