miércoles, 22 de septiembre de 2010

Tribulaciones de un escribidor de estreno

Me van a permitir ustedes que hable de mí mismo y me haga un poco de publicidad.

Y es que uno está de estreno, aunque han pasado unos días desde la puesta de largo de la criatura.

Sólo se trata de explicarles que desde hace unas fechas, mi otro blog, Euritmia en la red, vuelve a tomar actividad. Quizá todos ustedes ya se hayan fijado, pero quizá no. Puede ocurrir que alguno de ustedes haya visitado este rincón con premura, por múltiples razones y no haya tenido tiempo de curiosear las novedades. El caso es que desde el día catorce de septiembre último, he comenzado a subir a la red, al ritmo de tres entregas semanales: martes, jueves y sábados, una de las primeras novelas que escribí Fin de trayecto.

Por cuestiones que no vienen al caso, no he tenido tiempo de programar toda su publicación, pero va a ser larga y permitirá un encuentro con quien lo desee que se prolongará unos meses. Con su permiso, y si ustedes lo desean les remito a esta entrada usada el citado blog como una especie de preámbulo a la novela. Espero que la disfruten

14 comentarios:

Leonel dijo...

Amando, estimado amigo, hago mea culpa pues desconocía la existencia de tu otro blog, pongo solución inmediatamente, ya te comentaré que me parece. Un abrazo.
Leo

emejota dijo...

Gracias por recordarmelo, p'allá me voy de seguido. Un abrazo escribidor.
Ya no te sonará curioso si te digo que hace muchos años se me ocurrió describierme como escribidora. Ja,ja, visto lo visto, letrijuntadora y gracias, pero no me importa mientras transmita todo mi amor.

Flamenco Rojo dijo...

Estás en tu derecho amigo escribidor…De lo que he leído hasta ahora de “Fin de trayecto” me sorprenden dos cosas…La primera como un hombre algo maduro se puede meter en la piel de Mila, una adolescente de diecisiete años, para desarrollar la novela y la segunda como en tan pocos capítulos has descrito toda una familia de hace unas décadas tan magistralmente. Esta novela promete…

Un abrazo.

fiaris dijo...

Amigo a partir de viernes o sabado quedo nuevamente con tiempo y con gusto ire y visitaré y comentaré,cariños

Mercedes dijo...

Vengo de "Euritmia en la red", de conocerte un poco más. Después de lo leído, del conocer el angosto periplo que has pasado hasta escribir definitivamente "Fin de trayecto", no puedo con la curiosidad. Dime, cómo y dónde puede leer la obra, no me ha quedado claro, quiero decir, ¿hay alguna manera de leerla del tirón?
Ya me cuentas.

Mercedes dijo...

Ya está, no me digas más, los tres primeros capítulos estaban colgados debajo de la entrada que había leído. Perdón.

Odiseo de Saturnalia dijo...

Enlazo, enlazo y enlazo...

Desconocía yo todas las rutas, pero ya no...

Y comentar algo que ya han comentado. Cómo sabes meterte en los personajes sean jóvenes o viejos... eso denota amplitud e inteligencia.

Amando Carabias María dijo...

Gracias a todos, Leonel, emejota, Flamenco, Fiaris, Mercedes, Odiseo de Saturnalia por vuestras palabras y por vuestro interés. Espero que después del periodo en que se publicará la novela, aún me sigais apreciando en algo.

Paloma Corrales dijo...

Pues ahora voy p'allá, a ver si no me he perdido mucho, aunque me temo que te tendré que reservar para las noches.

Abrazo.

mateosantamarta dijo...

He leído hace varios días algún capítulo y espero poder seguirla aunque sea de modo irregular.
Un abrazo.

Marina Fligueira dijo...

Hola, he leído la primera entrada o sea el prólogo que ya me ha gustado. quise dejar un comentario, pero no encontré el recuadro, será culpa de mi falta de reflejos... como ya dije en un piso más a bajo. Tratare de seguirte en esa novela. un baso.

Alena. Collar dijo...

Iré despacito a leer lo que escribe mi Amigo Amando...
Y seguro que lo disfrutaré como siempre disfruto de la buena literatura.
Téngame usted paciencia que ya sabe usted que son días de gris...

Abrazo largo.

Ángeles Hernández dijo...

Tres entradas semanales y encima llevo retraso.
Más deberes, más placeres, si de esta no muero en el intento, conseguiré seguir disfurtando, como hasta ahora he hecho con otros "enganches blogueros" que me tiene sorbido el seso.

AL ABORDAJEEEEE.

Ángeles Hernández dijo...

Imprimido hasta hoy, ahora toca leerlo y degustarlo.
quizás surja algún comentario.