miércoles, 31 de marzo de 2010

ESCUCHAN MIS DEDOS




Escuchan mis dedos los susurros de tu piel, imanes para mis manos, limaduras de viento preñados de semillas de vida. Cada poro es una llamada sinuosa convocando a la existencia en esta primavera que germina tan despacio. Cada uno de tus latidos me emplaza estremeciendo la raíz de mis sueños y es imparable esta urdimbre de caricias que recorren tu geografía lunar. Se cimbrea el tiempo y no traspasa el alambique inexpugnable de este espacio. Temerosos, no se quiebre un milagro, los instantes se miran, detienen su discurso y arrían su paso acodados sobre el umbral de nuestras geografías. Mientras, las estrellas incineran el cielo de la noche…

17 comentarios:

Mercedes dijo...

Mágia, mucha mágia hay en este texto tuyo. No es que todo floresca, no que el aire huela a hierba, ni el silvido de los mirlos. Es algo más lo que anuncia la primavera, y tú lo has descrito maravillosamente, como siempre.
Bellas palabras las de hoy, amigo Amando. Gracias por compartirlas.
Un abrazo.

Flamenco Rojo dijo...

Mientras haya en Euritmia primavera, habrá poesia en prosa o prosa en poesía.

Un abrazo.

Amando Carabias María dijo...

Mercedes:
Aunque cada estación tenga su propia característica que tiene su reflejo en la naturaleza y en la climatología, creo que si uno vive en su corazón como si fuera primavera, será primavera, aunque tenga que salir a la calle cubierto por cientos de capas de ropa para protegerse del frío.
Es verdad, la verdadera primavera está en lo hondo de cada uno.

Amando Carabias María dijo...

Flamenco Rojo:
Que tus ojos lo vean.

Ventana indiscreta dijo...

Amando, lo de la doble 'c' la entiendo mucho en el italiano, más si se acaba de venir de Roma. Aquí (ecco) creo que te sobra una en 'esccuchan'. Vicio de correctora el mío, vivio confesable, amén de los que no me confesaré jamás.
Y metidos en tu geografía: tu 'arrían' me ha llevado al diccionario y me ha brindado la acepción clara pero que no conocía: la segunda. ¿´Tu intención en el texto cual de las dos acepciones arrastra?

Bessos.

Amando Carabias María dijo...

Ventana:
Gracias por la corrección, pero si te contara los problemas que tuve anoche con el editor de textos...
El caso es que el enfado se debió precisar en el subconsciente de mis dedos que, más bien desesperados, pulsaron con energía excesiva la 'c'.
Subsando. Repito, gracias.

Cuando hablas de la segunda acepción de arriar, supongo que te refieres al segundo posible significado, al que tiene que ver con las riadas, las inundaciones. También los desconocía.
Pero puestos a interpretar, escoger esta segunda opción, o sea, Inundar, arroyar o, en su segunda acepción, "Dicho de un lugar: Inundarse por una avenida", sería llevar al sitio contrario al lector, pues hablo de la parada del tiempo, de ese detenerse...
Pero como siempre, tu mirada especialmente original y curiosa, nos abre la veda de la imaginación.
Y ya sabemos, gracias a ti que arriar, además de bajar algo que está en lo alto, significa que un lugar ha sido inundado por un cauce fluvial.
Besos.

Amando Carabias María dijo...

Os comunico que nuestra contertulia y amiga Marian Raméntol Serratosa ha sido galardonada con el premio nacional de poesía ACORDES.
Para más información podéis visitar su blog y, además, disfrutar con uno de los poemas que aparecen en el poemario galardonado. En el lateral derecho aparece enlazado su blog, no obstante, si pincháis aquí podéis leer la información.

mariarosa dijo...

¡¡Hermoso!!

Una poesía al amor.

mariarosa

catherine dijo...

"problemas con el editor" y la entrada sale dos veces y se puede contestar en dos sitios; en éste digo que me encanta no ser la ùnica que aprende los dobles sentidos de algunas palabras.

henorabuena a Marian Ramentol.

Amando Carabias María dijo...

mariarosa:
Bienvenida a este rincón, en el que ya tienes un sitio reservado para cuando tengas a bien visitarnos y tomarte un café o un mate, quizá, con nosotros.
Gracias también por el seguimiento.
Y por tus palabras.

Amando Carabias María dijo...

Catherine:
Si dieras a una tecla que pone: PUBLICAE ENTRADA y te saltara como una liebre asustada un aviso: No se ha podido acceder a su petición, lo sentimos. Y, después, vieras que la ventana donde estaba el texto escrito unos segundos atrás aparece en blanco, ¿qué harías..?
Por suerte tengo la precaución (porque unos cuantos llevamos semanas con el mismo problema) de escribir los textos en word y guardarlos hasta que los veo publicados en la página.
Así que ante la perspectiva, vuelvo a crear la entrada y al apretar la tecla veo, ¡albricias1, SU ENTRADA SE HA PUBLICADO CORRECTAMENTE.
Entro en el blog y, sorpresa, hay dos entradas idénticas, clonadas, una a las 0:01 y otra a las 0:11.
Intento eliminar una de ellas, pero es imposible acceder al listado (UNICO LUGAR DESDE DONDE SE PUEDEN BORRAR), así que opté por borrar título, etiqueta, foto y texto del que estaba más abajo, así, al menos, esta entrada parece un dúplex con dos pisos, para que comentéis donde os parezca.
El idioma, cualquier idioma, es casi infinito y quien pueda demostrar que conoce todas y cada una de sus palabras miente. Por eso aportaciones como las de Sofía son tan interesantes.

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Amando, créeme si te digo que deberías plantearte muy seriamente recopliar estos poemas en prosa (ya te he leído más de uno) y moverlos por estos mundos de dios, de veras!

Mil abrazos
Marian

Amando Carabias María dijo...

Marian Raméntol:
¿Quién...? ¿Dónde...? ¿Cómo...?

Vagos proyectos tengo. Propuestas inconcretas... Posibilidades...
Hay más puntos suspensivos que palabras...

Creo que fue Jardiel Poncela quien dijo que la mayoría de sueños no se cumplen, se roncan...
Ojalá que éste sea de los primeros.

Y si algún editor lee estas líneas que haga caso a nuestra poeta, por favor.
:)

Besos y gracias por confiar en mí.

Isolda dijo...

Puestos a elegir, también me quedo en el ático, disfrutando de este texto poético, que no necesita más que sentirlo tal y como lo has escrito. Es lo que tiene la poesía,
que a veces te la llevas puesta.
Besos, escribidor.

Amando Carabias María dijo...

Isolda:
Pues que se disfrute.

Paloma Corrales dijo...

Bello, muy bello Armando, con una profunda carga de sensualidad sin obviar ni un ápice de belleza y elegancia. Delicioso.

Un beso.

Ps. A ver si encentro el ratito de ponerme al día con "la carta" que no se me va de la cabeza.

Amando Carabias María dijo...

Paloma Corrales:
Muchas gracias por tus palabras.
Te concedo una prórroga de un par de días. Hasta el lunes, como digo en el piso de más arriba, se retrasa el próximo capítulo de la carta. :)