jueves, 28 de mayo de 2009

LUNES DE MAYO EN BIUTZ

Imagen tomada del Diario Montañés.
Esta imagen está tomada en Melilla, no en Ceuta,
pero el caso y las formas son similares
Mañana del 25 de mayo de 2009. Paso fronterizo de Buitz, entre Ceuta y Marruecos...

R’himo se ha levantado temprano, antes de que los operarios del cielo instalaran el cubículo azul que destella luz, una luz que descubre todas las miserias. Mientras la noche avanza hacia su lecho oculto, el murmullo de las calles que se aproximan hasta Buitz crece como el rumor sordo del dolor que espera...
Empujones, miradas teñidas de cansancio que el sueño no ha reparado, olor a cuerpos cuyo aroma es el hambre desgarrada. Alguien tiene que abrir la barrera que separa la miseria del paraíso...
Policías a ambos lados controlan un paso estrecho, demasiado estrecho para seis mil o siete mil u ocho mil personas, la mayoría mujeres, que atesoran en la espalda la sensación fósil del dolor de ayer, del dolor de antes de ayer, del dolor de la semana pasada, del dolor del mes pasado... O quizá una lesión que nunca cure.
R'himo aplasta en su palma cerrada el billete gris de cinco euros que entregará al policía para que no pregunte, para que no empuje, para que no golpee..., salvo que la suerte decida sonreírle hoy... Ella, R'himo, se sabe afortunada en ese grupo, casi una diosa... Ella va a limpiar una casa española en el Paraíso... Ella no alojará en sus lumbares cuarenta y cinco kilos de pañales de celulosa, o cuarenta y cinco kilos de ropa o cuarenta y cinco kilos de cualquier mercancía que unos cuantos kilómetros al sur será vendido con el correspondiente incremento en su coste. No, ella no hará como Aisha o como Fátima o como tantas otras el periplo de ida y el calvario de vuelta con su cruz de cuarenta y cinco kilos arrumbándoles la espalda hasta convertirla en línea paralela del suelo polvoriento.
Ahora, mientras la mañana acaricia la curva de la tierra, R'himo contempla el rostro conocido de alguna de estas miles de mujeres. Sabe, pues se conocen desde la infancia, los años de cada cuerpo, y sin embargo en la mayoría de los rostros sólo descubre la decrepitud de la ancianidad anticipada y demoledora esas miradas que aparentan dos décadas más de lo que dirá su partida de nacimiento... Y ella, que también está castigada por una vida que se parece sólo vagamente a la vida, se sabe afortunada, la reina de la corte de los misterios...
Cuando R'himo regrese, cuando vuelva a cruzar el paso de Buitz, donde la frontera no es aduana, sino calle, lugar de paseo, aún alcanzará a contemplar muchas espaldas que se han tornado líneas paralelas del suelo; pero algo quizá ya haya oído...
Hacia el mediodía, en una de tantas avalanchas diarias que causan las prisas, los tropezones (ya que cada viaje son cinco euros grises y desgastados y sudorosos), dos cadáveres anónimos (como suele ocurrir con los cadáveres de los pobres y hambrientos) han engrosado la lista de cadáveres anónimos que mueren aplastados en este tránsito de mercancías, que no declaran, pues la ley de Marruecos estipula que todo aquello que un ser humano lleve encima no será declarado ante quien controle los pasos fronterizos... Quien legisló así, nunca pensó que Aisha o Fátima o las otras siete u ocho mil personas podrían ubicar sobre sus lumbares doloridas cuarenta y cinco kilogramos de tantas cosas una y otra vez, una y otra vez, una y otra vez... uno y otro día, uno y otro día, uno y otro día.
El lunes 25 de mayo, en el paso de Biutz dos cadáveres de mujeres han delatado nuestra hipocresía y nuestra vergüenza y nuestro cinismo. Una veintena de mujeres heridas, señalan con sus cuerpos quebrantados los eslabones de la injusticia, que empieza en una ciudad del Paraíso...
Noticias que se esconden, que tiemblan en el fondo de los periódicos, noticias que son como hierbas nonatas en las que casi nadie repara.
Por suerte, este rincón tiene corresponsales cuyos ojos se convierten en parte de nuestra mirada...



Y por si alguien cree que esto sólo sucede en el norte de África, donde se abren puertas hacia Europa, observad el trailer de esta película uruguaya: http://www.youtube.com/watch?v=6vC8UxZ_q48

18 comentarios:

Isolda dijo...

Buenas noches, Amando, hoy reportero. Es increíble como olvidamos los horrores. Eso enlaza con el comentario de ayer acerca de la insensibilidad que vive pegada a nosotros. Recuerdo que leí esta noticia y ahora que la traes aquí suena tan lejana! Y sólo han pasado tres días. Ahí seguirán esas porteadoras, mientras el cuerpo aguante; eso sí, ahora en filia india, para evitar “accidentes”.
Me he alegrado mucho del comentario de Alena en su bitácora sobre los escritores ( de los unos y los otros)
María, como ya te han dicho los demás, todos nos hemos sentido unidos a tí y a tus muchachos.
Pepe, veo que has resistido bien el envite.
Hasta mañana, y yo tampoco me canso de repetir, gracias por estar ahí.
Besos del otro lado de Ceuta.

Anónimo dijo...

Gracias Amando, has escrito un magnífico y emocionante relato de algo que, lamentablemente ocurre a diario y, aunque ha ocupado algún minuto de los telediarios, seguirá ocurriendo... R'himo, además de sentirse una diosa, lo es...Como lo eran Aisha y Fátima...y Layla y... mujeres que llevan sobre sus espaldas la vida, la dura vida que les asignó el destino y que se permiten el lujo de sentirse felices por ser capaces de llevar sobre sus espaldas aquello que les permitirá conseguir el dinero suficiente no sólo para mantener a su familia...´"con un viaje más al día, podré pagar los estudios de mi hija..Que ella no tenga que llevar la vida en la espalda y seré feliz" me comentó un día una madre...Ella, no tendrá que hacer ese viaje extra, pero ¿cuántas lo hacen? Bueno, seguiremos intentando que algunas se salven de llevar la vida en la espalda...
Ya no tengo ganas de contaros lo del fúbol...De nuevo, mil gracias Amando...Abrazos norteafricanos.María.

Beatriz Ruiz dijo...

Mi felicitación para tí, Amando, por contarnos las cosas como lo haces... Gracias, es un placer leerte.

La historia de estas mujeres, la historia de tantos horrores que están ocurriendo en nuestro mundo, la historia que nos pasará factura, desde luego... está compuesta de hipocresía, insolidaridad, egoísmo y sobre todo desamor...

Ya lo he dicho alguna vez... algunos días, muchos... a mi me cuesta mirarme al espejo... sencillamente siento vergüenza...

Saludos cariñosos desde Tenerife.

Pilar dijo...

Ayer te preguntaba que dónde quedaba la esperanza y hoy me la has servido en bandeja con el video que sirve de broche al magnífico post.
Gracias por abrir un poco esa puerta al viento fresco de los sueños de cada uno...aunque vengan en papamóvil.
Besos submarinos
Desde mi pecera (ilusionada).

Amando Carabias María dijo...

ISOLDA: No es baladí el título de este blog. Desde hace tiempo tengo que vivimos en una sociedad en la que todo lo que ocurre sólo es trascendente mientras sucede, después es como si no hubiera sucedido, como si se hubiera evaporado, como si sólo quedaran de las cosas las pavesas (encima volanderas) y las cenizas...
Y no es justo, sobre todo cuando se trata de las injusticias y del sufrimiento de los desheredados de la tierra.

Amando Carabias María dijo...

MARIA: Como todo el mundo habrá comprendido, este texto se debe en gran medida a tu iniciativa. Espero que la demora en la aparición del texto no haya en detrimento de la noticia, probablemente no, probablemente haya servido para reanimar el eco que nos dejó el titular el lunes pasado.
Ojalá haya llegado a transmitir, aunque haya sido en mitad de la penumbra, una porción de lo que allí sucede cada jornada, y que, al menos para mí, era una absoluta novedad...

Amando Carabias María dijo...

BEATRIZ: Como dijiste en alguna otra ocasión cada vez somos más...
En estos días, como sabéis algunos, me debato en la duda de darle un nuevo tono a este blog, incluso lanzarme a una nueva aventura literaria y cibernética... Bien, eso está muy bien, y lo haré, casi seguro en su momento, cuando para el corazón no suponga una carga. Ahora bien, me pasa muchas veces lo mismo que tú dices. Me miró a la cara y me doy vergüenza. Cuando otros se están partiendo la cara, literalmente, por la causa de la justicia (en Brasil, en Sahara, en Myamar, en China, en Argentina, en Palestina...) ¿cuál es el papel del escritor -del artista en general-?
A lo mejor la única respuesta es ser honrado con el propio trabajo y buscar que las palabras, en mi caso, sirvan para que las conciencias no salgan de los textos como han entrado...
En fin, no os aburriré con mis rollos...

Amando Carabias María dijo...

PILAR: Glub, glub, glub... Como el resto de los cimientos sobre los que he construido esta entrada, también ese enlace al trailer de la película uruguaya se lo debemos a María, que se ha convertido en documentalista del asunto.
Es verdad lo que dices de la esperanza.
Pero, seré sincero, este enlace se ha colocado aquí, como otro indicador más de que en todo el mundo suceden cosas similares... Y al igual que están globalizados nuestras hamburgueserías, nuestras cadenas comerciales, las marcas de nuestros electrodomésticos... también se universalizan los mecanismos que los pobres usan para alcanzar un puñado de billetas más.
Quizá, si no lo hubiera puesto (o si María no me lo hubiese enviado), no sabría que algo similar a lo de las porteadoras de Ceuta o Melilla ocurre en otras partes del mundo.

Beatriz Ruiz dijo...

Mi querido amigo... No hace falta estar para ser...

Ser solidario se lleva dentro... de esto estoy segura... y,o mucho me equivoco, o tú lo eres...

Besos cariñosos desde Tenerife...

Anónimo dijo...

Amando, compañeros/as de tertulia...Aquí son las 17.25 horas, estamos en clase -extraordinaria, que el fin de curso se aproxima y nos queda mucho por aprender...- Acabo de entregar a mis alumnas una copia de tu entrada de hoy, para que la lean...Llevan más de 10 minutos leyendo bajo un silencio sepulcral...cuando levanten los ojos del papel, deberán escribir sus reflexiones. Prometo enviarlas...Abrazos norteafricanos. María.

Pepe Gonce dijo...

Lamentable, hay tantos casos similares… El relato, como siempre, en tu línea, magistral… Me coge indignado Amando, vengo de leer un par de artículos que también se las traen. Si me permites te dejo un resumen de las dos perlas:

1ª La revista del Arzobispado de Madrid, presidida por el jefe del episcopado español, Antonio María Rouco Varela, en su edición de hoy y firmado por el redactor jefe del semanario, Ricardo Benjumea que “banalizar” el sexo, “disociarlo” de la procreación y “desvincularlo” del matrimonio” hace que pierda “sentido” la tipificación penal de los delitos de agresión sexual. Y se fuma un puro este tío…Ea, pues a violar que no es pecado… Maldita sea.

2ª El cardenal prefecto de la Congregación por el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, Antonio Cañizares, ha asegurado este miércoles que el aborto “no es comparable a lo que haya podido pasar en unos cuantos colegios”, en relación a los miles de niños que entre los años 50 y los 80 sufrieron abandono, abusos físicos, sexuales y emocionales en múltiples instituciones de la Iglesia católica en Irlanda. El cardenal Cañizares ha dejado claro que estos abusos no son comparables con el aborto, "que ha destruido legalmente más de 40 millones de vidas humanas”. Este se fuma el puro con un trípode.

Perdón por haberme alargado y por salirme del tema de Amando.

Arbazos para tod@s con esperanza.

Isolda dijo...

Amando, qué impresionante lo que cuenta María, ¿sabes cuánto nos afectarán a todos, los comentarios de las niñas? María, siento que te conozco de toda la vida y te mando un beso especial y reparte muchos a los chavales.

Se clausura en estos días el año dedicado al Conflicto Palestino. Bueno está, pero otra vez se acaba un año especial, que termina como empezó.

Pepe, con la Iglesia hemos topado: vaya dos perlitas que nos has dejado. Si es que me enciendo con esas cosas; evito hablar de la institución, porque en primer lugar, tengo tan claro el tema que de nada serviría entrar en debate. Allá cada cual y su conciencia.

Perdón si hay algún fanático del fútbol. Estoy oyendo de fondo en la caja tonta, una cantidad de sandeces, tipo “ya puedo morir tranquilo; lo único que sobra en mi casa, es mi marido, que es del Madrid…” Lo siento, no me entra en la cabeza. Sin embargo, hoy me ha gustado mucho la entrada de J. Cruz y a mí el fútbol, pues eso.

Besos, como siempre por acogernos.

Amando Carabias María dijo...

BEATRIZ: Qué más quisiera yo que serlo, procuro que mi trabajo como escribidor también escancie esas gotas necesarias, como he dicho más arriba, para que las conciencias no salgan de mis letras del mismo modo en que entraron... Pero mucho me temo que no es así, que no es tan fácil y que no es suficiente. Pero seguiremos avanzando y procuraré que también con este esfuerzo, como dicest tú, cada día seamos más.

Amando Carabias María dijo...

MARÍA: Todavía no sé qué relato empezará esta noche, porque toca relato, pero te garantizo que tu próxima entrada me produce más expectación que lo que pueda escribir.
Uno escribe por muchas razones. Si ahora las anoto me eternizaría, pero que las mentes de tus alumnas puedan intuir que tras mis palabras hay un poco de comprensión hacia ellas y un mucho de crítica a esta sociedad nuestra, tan hipócrita.
Ese silencio sepulcral me ha dejado impresionado.

Amando Carabias María dijo...

PEPE GONCE: Ya sabes Pepe que en esta sala, a lo largo de la jornada van avanzando los temas, y los que ahora sacas a colación no son tan extraños a los que veníamos tratando.
Ya había visto alguna referencia a ambos artículos y es para llevarse las manos a la cabeza. El problema (y a poco que uno ponga el oído en la calle, en la carnicería o en el parque) es que muchas personas toman estas palabras como única opción posible para quienes se sienten cristianos.
Si bajáis con el ratón del ordenador y recorreis la columna de la derecha de este blog, os encontraréis una fotografía de la iglesia de San Millán de Segovia (una de las más bellas muestras del románico que existen, no sólo en Segovia). Aparece bajo el título, NO TODO ES JERARQUÍA. Si pincháis en tal foto se accede a una carta publicada por una asociación de cristianos de base de Madrid.
Lo tengo ahí, precisasmente por lo que digo, porque no todo en la iglesia es jerarquía y porque no todos los documentos que publican son dogmas de fe.
Por el contrario, son muy pocos los que se pueden considerar como tales, es decir indiscutibles e inalterables.
En todo caso, lo que me parece más deplorable es la actitud de fondo que demuestran estos artículos: la jerarquía siempre encuentra una justificación para, aún reconociendo un error, aminorarlo de tal modo que parezca un leve tropezón... Es la típica táctica del: y tú más...
Ahora soy yo quien pide disculpas por el rollo y por pontificar.
Amén.

Amando Carabias María dijo...

ISOLDA: Creo que tus primeras tres reflexiones ya están contestadas de alún modo.
Vayamos pues con lo del fútbol.
Si la entrada de Juan Cruz a la que te refieres es la que publicó anoche, poco después del partidazo que llevó al Barça directo a la historia de este deporte (y esto es un hecho indiscutible, con independencia de nuestras filias balompédicas), coincido contigo: me parece hermosa.
Creo que no soy un fanático del fútbol, aunque me encanta. Tengo mis preferencas, conocidas por todos, pero no me considero anti nadie.
Dicho esto, como cualquier otro fanatismo, el futbolero nos arroja en brazos de lo más deleznable del ser humano, porque el fanatismo supone adhesión a algo o alguien (iglesias, partidos políticos, equipos de fútbol, cantantes...) sin que medie la reflexión, por una parte, pero sin que medie el análisis sosegado de otras propuetas, y sin que se analicen los posibles errores.
Si algo ha propiciado el juego propuesto por Pep Guardiola este año ha sido precisamente eso, la mesura, el respeto al contrincante -que no el miedo-, el sosiego, la humildad, el convencimiento de que el camino escogido es el bueno, y de algún modo la solidaridad dentro del campo de juego. Esto es lo fundamental, pero es que, además, se ha llegado a la conclusión de que se puede obtener el resultado perseguido haciéndolo bonito.
Y me he vuelto a enrollar, lo siento nuevamente.

Anónimo dijo...

Queridos/as, gracias a todos...ahora llego... la experiencia de esta tarde, me salió regular...Pasaron casi media hora leyendo bajo un silencio sepulcral. Yo aproveché para escribiros...pero seguían en silencio...cierto es que algunas tienen conocimientos básicos e instrumentales de la lengua española y que les cuesta un poquito comprender textos, pero lo entendieron, comprobé que lo entendieron. Ponerse a escribir, les cuesta un poco más, pero escribieron, alguna escribió. No siempre logramos gestionar el tiempo y así ocurrió: teníamos que finalizar y cerrar la "tienda". Ellas, irse a sus casas para terminar de preparar el examen de mañana. Yo, a seguir con mis tareas... Acordamos que me lo enviaran al correo que compartimos, pero a estas horas no me ha llegado nada, asique no os lo puedo reproducir. Por los comentarios que hicieron mientras cerrábamos ordenadores, aula, recogíamos...mostraban agradecimiento a tu texto, Amando. "qué bien lo ha escrito, profe..." "qué verdad cuenta..." Debo señalar que alguna lamentaba que "sólo se habla de estas cosas...y del dichoso pañuelo..." "y de los terroristas"... Sé lo que sienten cuando dicen estas cosas, en no pocas ocasiones lo hablamos y reconozco que muchas veces sienten herida su dignidad. Bueno, no ha sido así, bien que me lo hicieron notar, sobre todo porque saben hasta donde soy sensible y siempre terminan animándome, ante mis sentimientos de culpabilidad. Enfin, espero poder transmitiros lo que en los próximos días me cuenten, lo haremos y, si el animador de la tertulia lo considera oportuno, pasaré alguna historia alegre, que, en el fondo es lo que desean y me solicitan: "profe, ¿cuentas los buenos ratos que pasamos juntos? ¿Comentas que nos reímos mucho?" Saben que lo hago, porque es lo que realmente desean: que alguien pregone no sólo sus problemas y dificultades sino, sobre todo los momentos de alegría, de vida, de superación, de libertad??? Esto es así, complejo, difícil, duro a veces pero yo pienso que es la vida...aquí.
Gonce, no sabes con las ganas que me quedo de comentar tu entrada sobre las jugosas declaraciones del monseñor...pero hoy no puede ser...como es un tema recurrente, tiempo habrá...
Gracias de nuevo a todos/as. Besos norteafricanos. María.

Amando Carabias María dijo...

MARÍA: Si digo que me siento orgulloso, lo mismo pensáis que me ufano demasiado. Y no quisiera yo que eso fuera así. Comprobar que los protagonistas de estos textos de algún modo se ven bien retratados en mis palabras, compensa el esfuerzo.
Si es posible, y no te causo trastorno con tus exámenes y demás tareas profesionales, me gustaría que dijeras a eas alumnas tuyas que siento no haber podido poner en palabras sus sonrisas, sus juegos, sus ilusiones, que lo intentaré en otra ocasión... Ah, y que rocé esa posibilidad con las manos, que casi lo hago, pero que me pareció correr riesgos. Desde hace tiempo tengo comprobado que las sonrisas de quienes poseen menos irradian más luz que las nuestras, y siempre me ha llamado la atención.
Por supuesto, María, que cuentas con mi beneplácito para traernos aquí las cosas que estimes relevantes... Eso sí, me tomaré la libertad de utilizarlas para posteriores relatos... ¿Sería extraño que en Euritmia viviera una joven marroquí llamada Ayla que recordara su infancia en alguna ciudad de Marruecos, próxima a Ceuta...?
Mil gracias por ese esfuerzo extra que haces, María.